Sonríe para que el mundo esté celoso de ti.


sábado, 17 de diciembre de 2011

Despedida.

Llegó el momento de despedirse de todos aquellos que formaron parte de tu vida, aunque solo fuera un segundo. El momento de alejarnos y zarpar cada uno rumbo a su casa. El momento del adiós. 
Pero no importa, porque mientras sigamos persiguiendo ese mismo sueño y estemos bajo el mismo cielo que nos unió, no será el adiós definitivo, no. Será un hasta pronto, amigo.





No hay comentarios:

Publicar un comentario